Calle Real, 16 , 09227, Hontanas, Burgos
info@casaeldescanso.com
633 381 258
ACTIVIDADES
Si buscas alojamiento en Hontanas, Burgos, sabrás que en la zona se pueden realizar múltiples actividades, como el senderismo, pasear en bici o montar a caballo.
 
Además del nutrido inventario de iglesias románicas de la comarca burgalesa de Páramos y Campiñas puede usted visitar la iglesia de La Piedra, Fuente Urbel, Prádanos del Tozo y Talamillo del Tozo.

 

La Piedra

La Piedra es un pueblo ubicado tras una enorme roca, de ahí su nombre.
 
Dentro de la amplia gama de formas y articulaciones de las cabeceras románicas burgalesas, su iglesia parroquial destaca por su gran originalidad.
 
Se trata de una auténtica joya arquitectónica, bella y elegante, de exquisitas proporciones y decoración. 
 
El maestro de la obra jugó sabiamente con los elementos arquitectónicos y ornamentales, con las líneas verticales de las columnas de refuerzo y ventanas y las horizontales de las impostas, conjugando curvas y dibujos hasta componer una obra exquisita y vistosa. Incluso, los diferentes coloridos de la piedra empleada intensifican esta sensación de dinamismo.
 
Aunque existen algunas diferencias, la similitud con la cabecera de la Colegiata de San Martín de Elines es evidente. Quizás el maestro que dirigió las obras de esta iglesia de La Piedra se inspiró en la colegiata cántabra, que por otro lado, está sólo a unos pocos kilómetros de distancia, en dirección al norte.

Fuente Urbel

La cabecera de la iglesia de Fuente Urbel es importante en el panorama del románico septentrional burgalés.
 
Exteriormente, el ábside muestra una correcta fábrica de sillería y una articulación del muro a base de columnas, una cenefa y una ventana central. Lo más interesante es la corona de canecillos y capiteles de las columnas entregas.
 
Rápidamente llama la atención el capitel que muestra dos mascarones o rostros grotescos con sus lenguas sacadas (aunque también pudieran ser serpientes). También es curioso el canecillo que muestra la cabeza de un musulmán, con turbante y una piel muy arrugada.
 
Interiormente, son de gran hermosura los juegos de arquerías que animan presbiterio y ábside.

Prádanos del Tozo

La iglesia parroquial de Prádanos del Tozo se encuentra en un altozano entre valles y verdes montañas. Es un buen ejemplo de la contribución que el románico rural presta a los parajes más hermosos.
 
Aunque ha sufrido diversas reformas, la iglesia románica es de una nave, ábside semicircular y portada cobijada bajo un pórtico moderno abierto.
 
El ábside lleva dos cenefas anillándolo, que recuerdan vivamente a los de otras iglesias del no muy lejano Valle de Manzanedo.
 
La portada tiene cuatro arquivoltas de medio punto, con múltiples boceles y dos columnas con un capitel vegetal y otro de arpías con cabeza común.

Talamillo del Tozo

La iglesia de Talamillo del Tozo es una de las muchas iglesias que se diseminan en los valles y colinas de la comarca de Los Páramos.
 
En este caso, de nuevo, se nos muestra una perfecta cabecera de formas rotundas y armoniosas, construido a base de bien tallados sillares.
 
La nave románica original se reemplazo posteriormente para agrandar el aforo del templo. Otros templos románicos de la comarca de Los Páramos.
 
Como ya dijimos, en esta comarca burgalesa de Los Páramos, la densidad de muestras de arte y arquitectura románica es ciertamente notable.
 
Además de los monumentos mencionados anteriormente, debemos citar, al menos, algunas otras iglesias que seguro serán interesantes para el viajero amante del románico, como San Andrés de Montearados, Basconcillos del Tozo, Bañuelos de Rudrón, Quintana del Pino, Mundilla, etc...